Excursiones desde Dublín, Newgrange.

Excursión desde Dublín

La visita a Newgrange es una de las excursiones desde Dublín que se pueden hacer (además de Glendalough, recorrer la “Old Military Road” o visitar los Jardines de Powerscourt). Está a unos 55 km del centro de la capital.

Si vais en coche, podréis dejarlo en el aparcamiento gratuito, cierra a las 18:00 y estas son las coordenadas GPS (sacadas de Google maps):

53.695033, -6.447092

También podéis contratar un tour con una de las numerosas agencias que ofrecen ese servicio, en el que tendréis incluido el transporte y la visita.

El centro de visitantes Brú na Boinne, es el complejo arqueológico más visitado de Irlanda. Comprende tres yacimientos arqueológicos diferentes: Newgrange, Knowth y Dowth. Aunque este último no se puede visitar. En gaélico significa “Palacio del Boyne”, toma el nombre del río.

Las visitas son obligatoriamente guiadas y en inglés. Podréis elegir entre visitar Newgrange, Knowth o ambas.
El complejo está incluido en la Heritage Card, la cuál se puede adquirir ahí. Si no estás interesado, la entrada te costará 11€. Es importante tener en cuenta, sobre todo si vais en verano, que el número de visitas al día es limitado, y si vais por la tarde os podréis encontrar la desagradable sorpresa de que ya se hayan vendido todas las entradas. (No tendréis este problema si contratáis un tour de los antes mencionados ya que en ese caso, la entrada está garantizada y la hora de la visita fijada). En total, entre traslados y demás, la visita os llevará unas tres horas si veis las dos.

Una vez comprada la entrada, tienes que andar unos 200m hasta un autobús que os llevará, (en nuestro caso fue lo primero que vimos) a Knowth.

excursiones desde dublin, bru na boinne.
Entrada al Centro de Visitantes.
excusiones desde dublin, newgrange
Camino del autobús que os llevará a los túmulos.

Knowth:

Es mas grande que Newgrange, mide unos 90 metros de diámetro y 12 de alto. Está rodeado 300 piedras talladas con todo tipo de formas, cuadrados, espirales, círculos… cuyo significado es desconocido. Rodean también el túmulo otros 17 montículos mas pequeños.

Bru na Boinne, Knowth
Túmulo Knowth.
newgrange14
Una de las piedras que rodean Knowth.

Dentro del túmulo hay dos tumbas principales incomunicadas entre sí, a las cuales se llega a través de dos pasadizos, uno de 42 y otro de 30 metros, rodeadas por otras mas pequeñas. Hay una enorme piedra tallada dentro, que puesto que no se podría haber transportado desde fuera por su tamaño, se cree que fue el punto a partir del cuál se construyó el monumento. La zona estuvo habitada hasta el siglo XVI, cuando fue abandonada, y no fue hasta 1962 cuando empezó su excavación. Se puede entrar al interior, pero sólo hasta una sala donde puedes ver unas ilustraciones del recinto por dentro, no se puede pasar a los pasillos, aunque puedes ver uno de ellos a través de una reja.

newgrange3
Uno de los pasajes que une a las tumbas.

Como os comentaba, la visita es guiada y no se puede estar todo el tiempo que se quiera, pero no se hace pesada, y al final te dejan dar una vuelta por el lugar. Una vez acabada la primera visita, has de coger de nuevo el autobús que te llevará a Newgrange. Donde la dinámica de la visita es la misma.

Newgrange:

Es la cámara sepulcral más conocida de las tres. Se trata de un túmulo (monte artificial que se levantaba sobre una tumba) de unos 80 metros de diámetro y una altura superior a los 13 metros. Es un siglo mas antiguo que Stonhenge y es 500 años mas antiguo que la pirámide de Guiza. Construido entre 3300 y 2900 a.C, pero descubierto en el siglo XVII y restaurado entre 1962 y 1965.

newgrange11


En el interior del túmulo se realizó un pasaje de unos 18 metros (bastante estrecho, pero por el que se puede pasar sin problema) que lleva a una cámara en forma de cruz, cuyo techo se eleva a una distancia de unos 6 metros. Esta cámara, en tiempos, permanecía en la oscuridad más absoluta en todo momento, ya que a pesar de no haber una puerta para tapar la abertura de entrada, los recovecos creados en el pasillo, impiden el paso de cualquier rayo de sol al interior. Excepto, y aquí viene lo más curioso de este yacimiento, y es que, durante el solsticio de invierno, el sol matinal se cuela por la abertura que hay por encima de la puerta, creando una fina linea solar que ilumina durante 17 minutos el interior de la estancia.

newgrange15


Podréis ver una recreación de este fenómeno al hacer la visita (pero no está permitido hacer fotos aquí dentro). La verdad es que tiene algo de mágico quedarse a oscuras en la estancia, y ver aparecer ese rayo de luz. Sobre todo, si tenemos en cuenta, que han pasado nada menos que 50 siglos desde que los habitantes de esa región hicieron tamaña construcción.

La piedra de la entrada, es un ejemplo de arte megalítico, ya que el famoso símbolo pre-celta, la triple espiral, se encuentra tallada en ella.

Brú na Boinne, para nosotros, es una visita casi obligada, debido a su exclusividad y curiosa historia. Completamente recomendable, aunque una vez vista, no la repetiríamos.

Newgrange desde el centro de visitantes Brú na Boinne.
Newgrange desde el centro de visitantes Brú na Boinne.

Shares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Shares
error: Content is protected !!